4 abril 2012 Noticias, Servicios

Después de los incidentes vividos en la pasada Huelga General del 29-M, donde hubo casi 80 detenidos por actos vandálicos y un gran número de desperfectos en la ciudad, el Conseller de Interior, Felip Puig, ha anuciado a los medios que la unidad de antidisturbios de los Mossos d’Esquadra se ampliará con cien efectivos más. Además de proponer a la Fiscal Jefe de Cataluña, Teressa Compte, que se designe a un fiscal especializado en casos de violencia urbana para luchar de forma más efectiva y eficiente contra las ‘guerrillas urbanas’

En concreto, la Generalitat destinará buena parte de los 600 nuevos agentes de la promoción que saldrá en Junio. La mayoría de ellos serán destinados a los ‘orgános centrales’ de la policía autonómica, como lo son la Unidad Central de Información, Investigación criminal y Orden público.

El Conseller pretende endurecer el Código Penal, proponiendo para ello que se reforme la Ley de Enjuiciamiento Criminal y que se puedan aplicar a los vándalos medidas complementarias a las impuestas, como por ejemplo órdes de alejamiento, presentación en comisaría cuando haya un tipo de evento en la ciudad o trabajar en beneficio de la comunidad. Con esto, el objetivo es que estas personas puedan ser imputadas con penas equiparables a los detenidos en Euskadi por ‘Kale Borroka’, aunque las motivaciones de unos y de otros no sean las mismas.

En cuanto a la creación de la web, el Conseller ha informado que en ella se colgarían fotos de los incidentes causados por este grupo de personas y la gente podría ayudar a identificarlos de forma anónima, aunque eso está aún por determinar. Con esto se pretende incrementar la colaboración ciudadana facilitando las labores de identificación que lleva a cabo el cuerpo de investigación. Con esto se pretende hacer una relfexión colectiva de la sociedad para rechazar estos actos y aislar a los violentos.

Por otro lado, Puig ha señalado que se incrementará el análisis policial de páginas web, blogs o cuentas de Twitter con contenido que amparan y promueven la violencia de estos grupos callejeros. El objetivo de todo esto es dar cerco a los colectivos intelectuales que dan cobijo a los violentos.

Como última medida, el Govern dialogará con los Ayuntamientos para instalar cámaras de videovigilancia para tener un mayor control y seguridad en cuanto a actos delictivos. Además ha anunciado que se personará como acusaciónparticular contra los imputados en casos de vandalismo, como ya adelantó el Ayuntamiento de Barcelona respecto a los incidentes de la pasada Huelga General.

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *