27 septiembre 2006 Servicios

Un nuevo tipo de parada se implantó ayer en el tramo de la Diagonal entre las plazas de Francesc Macià y Joan Carles I. La llamada parada doble, estrenada en el marco de la Semana de la Movilidad Sostenible, tiene capacidad para que dos autobuses hagan simultáneamente la operación de descargar y cargar pasajeros.

El nuevo diseño busca agilizar la subida y bajada, acortar el tiempo en el que los vehículos están parados y mejorar la velocidad media. Las ocho primeras paradas dobles, cuatro en cada sentido, se han instalado en un tramo en que coinciden hasta 15 líneas que, en conjunto, llevan a 236.000 personas los días laborables.

Durante el primer mes de prueba habrá equipos de informadores para repartir folletos y dar información a los usuarios. Si la prueba piloto obtiene buen resultado, podría extenderse a otros ejes viarios por donde circulen una gran cantidad de líneas.

Con el mismo objetivo de mejorar la velocidad de los autobuses, se está preparando una prueba de regulación semafórica favorable al transporte público en la calle Aribau.

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *