18 abril 2012 Cultura, Eventos

Durante la Guerra Civil, más de cinco mil personas murieron a causa de los bombardeos que asolaron Cataluña. Cuando se cumplen 75 años de esa horrible fecha, Barcelona ha querido homenajear a las víctimas con un acto organizado por el Memorial Democrático. En el acto acudieron las autoridades y los supervivientes aún vivos de aquella época así como entidades a favor de los derechos humanos, con motivo de recuperar la memoria histórica de estas familias.

El Director del Memorial Democrático, Jordi Palau-Loverdos, ha explicado que este acto ha sido una ‘reparación emocional y reconocimiento a las víctimas’ en un espacio que fue testimonio de la represión que comportó la llegada de la Guerra Civil a Cataluña.

Una de las supervivientes, Elisa, explica como con cuatro años vivió uno de los bombardeos que la avición alemana e italiana efectuó sobre su pueblo natal, Campdevànol. Recuerda como ella y sus ocho hermanos, ajenos a lo que sucedía, disfrutaban viendo pasar a los aviones sobre sus cabezas, pero su padre rápidamente los cubrió con una lona para evitar el impacto de la metralla que caía desde el cielo. Este momento fue el primero en que la aviación convertía a la población civil en el foco del enfrentamiento bélico que estaba viviendo el País.

El acto de conmemoración ha estado acompañada de la inauguración de la exposición ‘Catalunya bombardejada’, que se podrá visitar hasta Julio en el Castillo de Montjuïc. En ella, los visitantes serán particípes de la dureza de los bombardeos en la denominada Guerra Total y las consecuentes muestras de resistencia y solidaridad que comportó en la población catalana.

Mediante fotos, textos e incluso objetos originales de la época, se intenta acercar al visitante cómo afectaron los bombardeos, qué daños ocasionaros, qué repsuesta provocaron en la población y qué se pretendía obtener con estos ataques sistemáticos a las ciudades.

La muestra se organiza en torno a dos ámbitos, por un lado los bombardeos en las principales ciudades catalanas y las formas más populares que tenían los civiles de resistir los ataques aéreos. Por otro lado, en la muestra se intenta tratar las consecuencias de los bombardeos en las centrales hidroeléctricas catalanas, los cuales tenían como objetivo paralizar la indústria pero que no consiguieron acabar con el suministro eléctrico al terriotio catalán.

Además de esta exposición, el Memorial democrático ha organizado una serie de actividades paralelas tanto en el Castillo de Montjuïc como en el Museo de Historia de Catalunya, entre las que destacan mesas redondas, documentales y conferencias.

Más Info | Memorial Democrático

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *